• Experto en color desde 1899
  • 10 marcas exclusivas
  • Empodera la creatividad

Royal Talens respeta la privacidad de su información

Utilizamos cookies funcionales para analizar de forma anónima su uso de nuestro sitio web para que obtenga un sitio web impecable y optimizado. Mediante cookies de personalización podemos ajustar el sitio web a sus preferencias y comportamiento.

Si desea saber más sobre qué cookies colocamos o si desea restablecerlas, vaya a nuestra página de cookies y declaración de privacidad.

Las cookies funcionales aseguran que obtenga un sitio web optimizado y sin errores.
Estas cookies se utilizan para adaptar anuncios a sus intereses, tanto en royaltalens.com como en otros sitios web. También ofrecen la posibilidad de hacer boletines relevantes para usted personalmente.
Las cookies de redes sociales aseguran que pueda publicar comentarios y compartir información con sus amigos y / o su red.
Alisado acrílico
Plan paso a paso

Alisado acrílico

El alisado acrílico está de moda. Puede que hayas visto diferentes vídeos que muestran cómo se hacen estas pinturas de fluidos fascinantes. Puede parecer que basta con verter diferentes colores de pintura sobre un lienzo y listo, pero se necesita algo de práctica y, lógicamente, los materiales adecuados para usar la pintura de forma que dé como resultado una hermosa obra de arte.

Este plan paso a paso te muestra cómo lo puedes conseguir en casa utilizando las pinturas acrílicas con vivos colores y el medio para alisado Amsterdam. El medio para alisado hace que la pintura sea más fluida, se autonivele y aumente la flexibilidad de la película de pintura para evitar que se agriete. ¡Perfecto para el alisado acrílico!

Qué necesitas:

Paso 1

Comienza preparando el lugar de trabajo, cúbrelo con un plástico y mezcla la pintura para el alisado. Vierte el medio para alisado en diferentes vasos y añade los colores que quieras utilizar. Remueve bien cada vaso.

Añade un poco de agua para diluir la pintura y añade también unas gotas de silicona. La silicona ayudará a separar las capas de color y a crear esas celdas en la pintura que estamos buscando. Puedes utilizar cualquier otro tipo de lubricante que no se mezcle con las pinturas al agua, como aceites, pero asegúrate de que no afecten al color y que no se pongan rancios al cabo de un tiempo. La silicona es la opción más segura.

Remueve de nuevo hasta que todo esté bien mezclado.

Paso 1

Paso 2

Coge un vaso vacío y añade los diferentes colores en el orden que quieras hasta llenarlo por la mitad.

Paso 2

Paso 3

Coloca el lienzo boca abajo en el vaso y dales la vuelta a los dos mientras los sujetas juntos con firmeza. El vaso ahora debería estar ahora boca abajo en el lienzo sin derramar demasiado.

Paso 3

Paso 4

Si quieres, puedes añadir un color base a tu lienzo alrededor del vaso. Utilizamos el blanco (preparado como el resto de los colores), pero puedes usar el color que desees, o ninguno. Extiende la pintura por el lienzo usando un palo de remover limpio.

Paso 4

Paso 5

Ahora la parte más emocionante: ¡suelta la pintura! Levanta el vaso y deja que la pintura fluya por el lienzo. Acuérdate de pintar también las esquinas y los laterales, ya que es posible que la pintura no se distribuya por esos sitios de forma natural. No tengas miedo de dejar que la pintura gotee por los lados, ¡para eso pusimos el plástico al principio!

Consejo: coloca el lienzo sobre vasos vacíos para que la pintura pueda caer libremente por los lados sin manchar.

Paso 5

Paso 6

Utiliza el soplete para crear pequeñas celdas en la pintura y para reventar las burbujas de aire que se han formado durante el alisado.

Paso 6

Paso 7

Ponte los guantes e inclina el lienzo lentamente en diferentes direcciones para mover la pintura. Hazlo durante el tiempo que quieras para crear diferentes patrones. Cuando logres el resultado deseado, utiliza el soplete una vez más para reventar las burbujas de aire que se hayan formado.

Paso 7

Paso 8

¡Y con esto, el cuadro está terminado! Como hemos utilizado bastante pintura, se necesitan al menos dos días para que se seque por completo, preferiblemente en posición tumbada para que la pintura no se mueva mientras se seca. (Recuerda el consejo del vaso del paso 5 para que los lados del lienzo queden bonitos)

Si pruebas este método, cuéntanoslo online en #RoyalTalens. ¡Nos encantaría ver cómo te ha quedado el cuadro!

Este plan paso a paso ha sido elaborado por nuestros maravillosos colegas del Experience Centre de Royal Talens. Para que estas instrucciones sean aún más claras, han creado un vídeo que puedes ver a continuación.

Paso 8